Mentiras sobre la masturbación masculina

Seguro que, en alguna ocasión, has escuchado que antiguamente se decía que masturbarse hacía que salieran pelos en la palma de las manos, que te quedabas ciego o, incluso, que se te podía caer el pene como consecuencia. Estas mentiras se les contaban a los niños para que no lo hicieran, a causa de la represión sexual de la época.

Hoy no os vamos a hablar de ese tipo de afirmaciones irrisorias, sino de otros prejuicios que están muy arraigados en la sociedad. Mientras, otras personas más abiertas de mente disfrutan de servicios sexuales profesionales como las de putas en Valencia.

Pero vamos al grano. Estas son las mentiras que se dicen sobre la masturbación masculina.

Los solteros fracasados son los únicos que se masturban

Ni ser soltero significa ser fracasado, ni son los solteros los únicos que se masturban. De hecho, muchos hombres -¡y mujeres!- con pareja también lo hacen a menudo.

Sobre los solteros, por supuesto que se masturban para satisfacer sus necesidades. También pueden acudir a escorts o a amigas especiales para mantener relaciones sexuales, y sin problema. Acerca de las personas con pareja, masturbarse es un modo de seguir conociendo el propio cuerpo y disfrutando de un tiempo único a solas. El placer que sentimos al masturbarnos no es ni mejor ni peor que el que nos proporcionan las relaciones sexuales en pareja. Simplemente, es distinto, por lo que es totalmente compaginable.

El que se masturba teniendo pareja, no es feliz

En el punto anterior ya explicábamos por qué se siguen masturbando las personas con pareja. De hecho, algunas convierten en parte de la práctica sexual con su pareja el hecho de masturbarse delante de ésta. Hay personas a las que esta visión les pone a mil. ¿Por qué abandonar la masturbación sólo por el hecho de haber encontrado a alguien especial en nuestra vida? Una cosa no está relacionada con la otra.

Además, en épocas de estrés, la masturbación puede ayudarnos a aliviar el nerviosismo y la presión, estemos en pareja o no.

Mastúrbate, o nunca te sentirás sexualmente realizado

Otra mentira. Claro que masturbarse es algo positivo que nos ayuda a conocer nuestro cuerpo, nuestros placeres y a disfrutar de él. Pero si alguien decide no hacerlo, es libre de ello. Si, por ejemplo, prefiere que sea su pareja quien le masturbe, ¿por qué no?

Otra buena opción es acudir a escorts cuando sentimos la necesidad. Al final, cada uno es dueño de su propia sexualidad y escoge cómo vivirla y disfrutarla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *